- -
   AGUASCALIENTES  |  VERACRUZ Síguenos: Twitter RadioBI  Facebook Radio BI
BI Noticias -

Blogs

sábado 20 enero 2018 9:08 AM Aguascalientes, México

DÓLAR HOY

Compra:

Venta:

$18.566

$18.573

Radio BI en vivo
 
Portada / Últimos Blogs / Post

Depresión, indiferencia cultural

 11 dic 2017

Por: Eduardo de la Cruz

Perfil del Autor


Eduardo de la Cruz



Semblanza
Psicólogo egresado de la Universidad del Valle de México campus Aguascalientes. Estudiando actualme ...



Blogs Anteriores

Depresión, indiferencia cultural. En definitiva, el estar vivos implica que estemos expuestos a un sinnúmero de enfermedades, y el riesgo aumenta exponencialmente conforme pasa el tiempo y vamos dando espacio al descuido y la desatención.

Los padecimientos que existen pueden tener su origen en cualquier función de nuestro ser, incluso a nivel mental, al grado que como consecuencia podemos tener distintas alteraciones emocionales. Cuando tenemos un resfriado o una infección, por ejemplo, acudimos con el especialista para que con su intervención profesional y un tratamiento adecuado podamos recuperarnos. Pero ¿qué hacemos cuando nuestro padecimiento es emocional?, ¿acudimos también con un especialista?

Desgraciadamente, por lo general la segunda pregunta planteada no tiene una respuesta positiva, y esto se debe a que en nuestra sociedad carecemos de una cultura que nos incite a atendernos en el aspecto emocional. Vivimos influenciados por absurdos mitos que nos llevan a una desatención de nuestra salud mental. Es cierto que poco a poco estas costumbres se han ido modificando, pero aún no es suficiente. Seguimos siendo esclavos de nuestros pensamientos, dándoles un peso negativo sin fundamentos, lo que causa que sigan vigentes los mitos erróneos sobre la atención de las enfermedades mentales.

El ritmo de vida acelerado, un desequilibrio en las relaciones interpersonales, el estrés laboral, y los malos hábitos de descanso, entre otros, son los factores de mayor impacto que provocan que desarrollemos padecimientos a nivel emocional. Las afecciones más comunes son la depresión, la ansiedad, el síndrome de Burnout, los apegos y las relaciones de codependencia. Estos padecimientos hacen que nuestras funciones en los ámbitos familiares, laborales y sociales se vean afectadas, a tal grado que disminuimos considerablemente nuestro rendimiento; y si no se atienden, continúan empeorando gradualmente hasta dejarnos incapacitados para hacer frente a las exigencias que tenemos diariamente en los aspectos mencionados.

Es importante identificar los signos físicos y psicológicos que se dan al presentar un padecimiento emocional, son evidentes y provocan malestar. Los siguientes son los más comunes:

  • Tristeza
  • Ansiedad
  • Desánimo
  • Irritabilidad
  • Miedo al rechazo
  • Ideación suicida
  • Disminución de la energía
  • Pensamientos obsesivos
  • Alteraciones en el sueño
  • Modificación en el apetito
  • Preocupación excesiva
  • Alteraciones psicosomáticas
  • Baja autoestima
  • Sentimiento de culpa

Por último, hay que tener en cuenta que este tipo de padecimientos tienen un alto grado de recuperación, ¡esto debe motivarnos! Por lo cual, es fundamental actuar con diligencia y procurar que la atención sea inmediata, para que el pronóstico sea positivo y de esta forma el éxito esté garantizado. La vida sigue su curso y tenemos que adaptarnos indiscutiblemente. Las exigencias en todos los ámbitos son mayores, por eso la importancia de afrontarlas con estabilidad, desde el equilibrio que nos brinda la salud, sobre todo la salud mental.

Las ideas aquí expresadas pertenecen solo a su autor, binoticias.com las incluye en apoyo a la libertad de expresión